AMPLIANDO LA INFLUENCIA DE UN DMO

Más allá de la promoción y venta de un destino, sus acciones deben sumarse a los planes de desarrollo de sus comunidades.

Una de las mejores experiencias de ibtm AMERICAS 2018 fue sin lugar a dudas el DMO's Day, realizado con la excelente organización y anfitrionía de Ana María Viscasillas, Miriam González y todo su gran equipo de colaboradores y patrocinadores que hicieron posible este encuentro de intercambio de experiencias y conocimiento.

Con grandes ponentes y panelistas se abordaron diversos temas, todos ellos interesantes y de vanguardia sobre lo que acontece en nuestra industria. Quiero ahondar respecto de uno de los temas que más llamaron mi atención por su importancia en materia de desarrollo económico, y su relación con nuestra industria.

El panel llevó por título: “Ampliando el círculo de influencia de un DMO”, con la participación de nuestros colegas de Monterrey y teniendo como invitados especiales al equipo de Barranquilla y Medellín, Colombia. En este espacio se puso sobre la mesa un aspecto fundamental que va más allá de la promoción y venta de un destino, se trata de la relación de las DMOs con las entidades de gobierno y los organismos de desarrollo económico de sus respectivas localidades. Esta esfera de interacción se desarrolla a nivel local (alcaldías o municipalidades) y estatal o de provincias.

Desde esta perspectiva, las DMOs deben trabajar con todos los actores del destino y no únicamente con los integrantes del sector turístico. “Destino” es pues la palabra clave, nuestras oficinas de promoción y venta tienen que sumarse a los planes de desarrollo, planes maestros, pero sobre todo a la visión común y compartida de las ciudades donde nos ubicamos. Tenemos que ir más allá de pensar en términos de ocupación hotelera, eventos realizados y congresistas o visitantes obtenidos. El “territorio” debe ser el principal cliente de nuestras oficinas y aquí surge otro aspecto relevante, ¿quiénes componen el territorio?, ¿quiénes lo habitan?, y ¿cómo los vamos a beneficiar? Justo en las respuestas de estos cuestionamientos debe enfocarse nuestro trabajo y nuestra gestión como DMOs.

La invitación es que demos el salto y pasemos de la promoción, la venta turística y los datos estadísticos, a visualizarnos como entes de cambio que pueden ayudar a mejorar las condiciones económicas, sociales, medio ambientales, entre otras, de nuestras localidades. La venta del destino es nuestro trabajo, pero el verdadero objetivo debe ser mejorar las condiciones de nuestros “territorios”, porque en ellos estamos incluidos sus habitantes y todos los demás elementos que los componen.

*Director General de la OCV del estado de Chiapas; ex presidente de la Asociación Mexicana de Agencias de Viajes filial Chiapas, y director general de Viajes Chiapas DMC.