LA FURIA VEGANA

Genera espacios que fomenten el bienestar integral, con sesiones de meditación que acompañen el catering vegano.

El nuevo modelo de bienestar llamado “wellness” es una tendencia que promueve un estilo de vida para tener bienestar físico y mental. Como parte de este modelo el veganismo se ha convertido en un hábito que muchas personas han adoptado sin titubear y consiste en la abstención del uso y consumo de productos de origen animal en todos los ámbitos de la vida; es la filosofía que rechaza considerar a los animales mercancía.

Los meeting planners nos enfrentamos a una gran diversidad de clientes con necesidades diferentes, por lo que ante esta notable tendencia en la alimentación y estilo de vida, tenemos que estar preparados para cubrir dichas necesidades de manera adecuada. Si bien son pocos los clientes que hasta el momento solicitan menús especiales, 100% veganos, es común que soliciten menús o canapés que cubran tanto las necesidades de los veganos como de los no veganos, por lo que resulta importante que busquemos proveedores que sean capaces de satisfacer dichas exigencias por parte de la audiencia.

Al ser un tema en boga, pero con el que muchas personas no están del todo familiarizadas, les daré algunas sugerencias:

  1. Intégralo a tus servicios como valor agregado. No todos los organizadores se adaptan a este estilo de vida, por lo que informar a tus clientes que estás en tendencia, te dará un plus, independientemente de que elijan o no la opción.
  2. Ofrece menús atractivos. Bien dicen que “de la vista nace el amor”. Muchos tienen la falsa idea de que si es sano no tiene un sabor agradable y no es atractivo visualmente; lo cierto es que hay muchas opciones de platillos veggie que saben deliciosos y se ven espectaculares. Si no tienes el servicio in house asegúrate de encontrar proveedores de cumplan con los más altos estándares de calidad y sabor.
  3. Prepara un mix. En México, en la mayoría de los eventos corporativos en los que los clientes tienen esta filosofía de vida vegana, piden una mezcla entre platillos veganos y no veganos, debido a que no todos los asistentes se rigen bajo el mismo estilo. Mi sugerencia es que trates de que dicha mezcla de menús combine de alguna manera para que se vea que están enmarcados en un mismo concepto.
  4. No pierdas la elegancia. Hay excelentes opciones que, con sólo verlas, se le antojarán a cualquier invitado, incluso si algunos de ellos no son veganos.
  5. No te sientas amenazado. El veganismo llegó para quedarse y verlo como un enemigo limitará el servicio que ofreces. Hacer eventos con esta tendencia te da un extra como organizador.

La furia vegana no es una amenaza para los eventos corporativos, se trata de un reto y una oportunidad de reinventar los servicios que ofreces. Un buen meeting planner es capaz de reinventarse, adaptarse y mejorar continuamente.

Juan Carlos Lozano es director general de Creatividad / @jlozano_creati