ECONOMÍA CIRCULAR EN EVENTOS

Por una Industria MICE alineada a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU.

¿Sabías que la industria de reuniones es el segundo contribuyente de desperdicios a nivel global, después de la construcción? y ¿que el montaje y el desmontaje son los momentos en el que más basura se genera durante las exposiciones?, además, ¿te has puesto a pensar que si no haces el debido cálculo en el número de asistentes a tu evento de networking la comida será el principal generador de desperdicio, lo que también se traducirá en pérdidas económicas y generación de CO2?  

Sólo es basura lo que es revoltura

Partiendo de un concepto de sostenibilidad para brindar valor a los productos y materiales durante el mayor tiempo posible, minimizando al máximo los residuos, Leticia Rosas, fundadora de Tu Tierra Eventos con Responsabilidad Social, nos da algunos tips sobre la economía circular en los eventos con base en el reciclaje: “Asegúrate de que los residuos sean separados para darles una segunda oportunidad de uso, y tenlo contemplado desde la logística y tras bambalinas durante el montaje y el desmontaje de tus eventos”. 

“Seamos lo que el programa de las Naciones Unidas marca como evento sostenible: un evento diseñado, organizado y desarrollado de manera de que se minimicen los potenciales impactos negativos ambientales y que se deje un legado benéfico en la comunidad anfitriona y en todos los involucrados”. 

Hacia una Industria Cero 

Nuestro objetivo debe ser convertirnos en una “industria cero”: cero emisiones de huella de carbono y alineados a los objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU con:  

  • Cero pobreza y cero hambre: tema que la industria de los eventos puede contribuir al garantizar mejores salarios y propinas para quienes trabajan dentro de la cadena de valor MICE.
  • Cero ignorancia: rama de expertise dentro de los congresos, pues con la capacitación se combate la ignorancia.
  • Cero desigualdades: con eventos inclusivos en cuanto a equidad de género y personas con alguna discapacidad, haciéndolos partícipes y brindándoles oportunidades laborales.
  • Cero enfermedades: siguiendo los protocolos de bioseguridad o con actividades de helping-hands dentro de los congresos médicos.
  • Cero escasez de agua: seamos conscientes del uso del agua en los eventos.
  • Cero contaminación: trabajemos en la compensación de la huella de carbono, regresemos el aire libre al planeta compensando la huella que deja nuestra participación en los eventos y que junto con el reciclaje, se contribuye con este objetivo.
  • Cero desgaste ambiental: estas acciones ayudan a reducir el cambio climático.
  • Cero guerra y divisiones: la industria MICE conoce el valor de las alianzas y el trabajo en conjunto.

“Seamos conscientes del impacto económico y social, además del legado que dejamos en el destino con un evento: el conocimiento, la innovación, la inversión, negocios, empleo y progreso social, y ojalá ya podamos hablar de la recuperación ambiental”, es la invitación de Lety Rosas, ferviente promotora de la construcción de los negocios MICE dentro de un entorno de responsabilidad social.  

En 2020 el mundo redujo sus emisiones de carbono en 2 mil millones de toneladas, superando por poco el objetivo de reducción anual de 1,7 mil millones de toneladas. El desafío que tenemos ante nosotros es seguir reduciendo 2 mil millones de toneladas cada año hasta 2050.