TRANSFORMANDO LAS BODAS DE DESTINO

PopUp Weddings: prácticas, románticas, innovadoras y divertidas. 

Por: Guadalupe Álvarez*

La pandemia por COVID-19 afectó considerablemente la industria de las bodas a nivel mundial. Muchas se cancelaron, otras se pospusieron o se hicieron más pequeñas, lo cual hizo que los wedding planners tuviéramos más trabajo sin recibir pago alguno.

Una de las cosas más importantes que la mayoría de los profesionales hemos hecho durante este tiempo es prepararnos, tomar cursos e invertir en educación para trabajar en esta nueva realidad, así nos capacitamos para cumplir con los protocolos y hacer bodas seguras; en el caso de las bodas de destino, para acatar las reglas impuestas en cada ciudad, a fin de proteger a los ciudadanos, a los novios, sus invitados y, por supuesto, a nuestro staff.

wedding COVID

¿Cómo nos hemos adaptado?

Algunos empezaron a hacer bodas virtuales en colaboración con wedding planners de otros países para llevar a los invitados comida y bebida, al mismo tiempo que los novios celebraban su enlace; otros hicieron transmisiones por Zoom para que todos los asistentes participaran de la ceremonia; otros más han hecho bodas íntimas, cenas, en fin… lo que sea necesario para seguir operando y pagar sueldos.

PopUp Weddings: nueva propuesta

Los mexicanos estamos acostumbrados a celebraciones muy grandes, pero para los extranjeros era común convivir sólo con 30 invitados; de ahí surgió la idea de optar por las PopUp Weddings —creadas por Rui Mota Pinto, un extraordinario planeador de bodas—.

Pop Up Weddings

El concepto inició en Portugal, después se hicieron populares en Italia, Bélgica, Brasil, Perú, Panamá, Guatemala y el Salvador. Actualmente este tipo de bodas petit ya son recurrentes en la Riviera Maya, las haciendas de Yucatán, Oaxaca, Puebla, Ciudad de México, Veracruz y San Miguel de Allende.

boda de destino pop up wedding

Estas pequeñas celebraciones de máximo 20 personas no requieren mucha planeación, se hacen paquetes donde se tienen ciertas cosas ya listas y se organizan con rapidez, sin embargo, son muy divertidas, emotivas e íntimas, ya que realmente se concentran en los novios y sus amigos más cercanos. Pero no por ser bodas petit tienen menos detalles o menor presupuesto, pues el festejo puede alargarse por varios días con actividades en el destino y pueden incluir callejoneadas, torneos de golf, vaquilladas, tours, fiestas de bienvenida, brunch de despedida y muchas sorpresas más para los invitados.

Una boda de destino siempre ha sido una experiencia extraordinaria para la pareja porque convive con sus invitados no sólo el día de la boda sino por más tiempo, creando memorias para toda su vida.


Guadalupe Alvarez Pop UP Wedding

*Experta en bodas desde hace más de 16 años en San Miguel de Allende. Fundadora de Penzi Bodas y Eventos.

info@smapenzi.com info@smapenzi.com

penzibodas.com penzibodas.com